La publicidad corporativa más playera

El verano ya está cerca y no son pocos quienes se ponen a pensar en las vacaciones, los días de descanso y en el olvidarse un poco de la rutina diaria. Uno de los destinos preferidos siempre ha sido la playa, disfrutar del sol y del mar, ya se haga solo o en compañía, y es aquí donde una buena campaña de publicidad puede tener un gran efecto en esta época del año.

Publicitar nuestra compañía en la playa no es algo nuevo. La primera constancia que se tiene de este tipo de campañas es en los años 50, cuando Nivea se acercó a distintas playas francesas para promocionar sus productos con muestras gratuitas, o más recientemente, la revista Playboy, que lanzó una campaña masiva con toallas de playa en las que se imitaba a la portada de la famosa revista y las que se podían ver distintos titulares pero sin chica de portada, animando así a que fuesen las mujeres reales que iban a descansar sobre la arena, quienes fueran protagonistas por esos momentos.

Estas campañas, a las que fueron sumándose también conocidas marcas de refrescos e, incluso, autoridades locales, responden al concepto de publicidad corporativa. Un tipo de campaña publicitaria orientada a transmitir y promocionar el nombre, la imagen o la reputación de cierta empresa o corporación ya que, aunque está muy ligada al ámbito privado, también puede beneficiarse de ella organismos públicos o no gubernamentales. La publicidad corporativa engloba varios objetivos como mejorar de manera positiva la imagen de la empresa de cara a los clientes y al público en general o comunicar de forma atractiva, entre otros.

Algunas ideas muy veraniegas

Ya hemos comentando en los párrafos anteriores algunos de los productos utilizados por diferentes marcas. Es necesario saber qué productos serán los más útiles si vamos a enfocar nuestra publicidad a este período estival. Podemos continuar utilizando bolígrafos, pero es importante y más eficaz que pensemos en artículos que se usen el día a día de las vacaciones en el mar.

La toalla es uno de los básicos que toda persona utiliza cuando va a la playa, por lo que no la debemos olvidar. Podemos pensar en un modelo sencillo en el que se añada nuestro logo, elegir un color que le haga resaltar o, por ejemplo, recrearnos un poco más y que aparezca nuestro eslogan. Las opciones son tantas como nuestra imaginación quiera, sin olvidar, claro está, el objetivo de darnos a conocer.

¿Quién no ha jugado sobre la arena? Tanto a pequeños como a mayores nos gusta disfrutar bajo el sol y eso nos da un abanico de posibilidades a la hora de visibilizarnos. Unas palas de playa con las que divertirse y en las que no molesta un logo y una dirección web, o jugar a coger un frisbiee o una pelota de playa. Nuestra empresa puede verse promocionada también con impresión en gorras, muy importantes, sobre todo, con los menores de la familia o que otros pueden utilizar cuando decidan dar un paseo por la orilla y así protegerse del sol.

Cuando optamos por pasar el día en la playa muchas veces optamos por comer, dormir un poco o leer bajo la sombrilla. Puede que este objeto sea el que más impacto genere, ya que no solo serán los propietarios quienes observen la publicidad, sino también todas aquellas personas que caminen a nuestro lado o busquen su sombrilla después de un baño en el mar. También, bajo ella, podemos guardar otros objetos que contengan nuestro logo, tales como la mochila donde guardamos la ropa seca, el termo o la nevera que usemos para mantener la comida fría.

Producto añadido a la lista de deseos
Productos añadidos al comparador

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web.